La grava volcánica y su uso en bonsai como sustrato

Sustrato utilizado en jardinería, no solo como material para plantado si no como elemento decorativo. Muy barato y sencillo de adquirir.

Los gramajes de menos calibre son los más adecuados para bonsai, especialmente 1-3mm. Se obtiene por trituración mecánica de rocas de gran tamaño. Se tamizan, embolsas y comercializan.

grava volcánica

Existen varios colores dependiendo de la concentración de componentes, pero el más habitual es la greda rojiza.

Es una roca ígnea, procedente de la solidificación y enfriamiento de los magmas volcánicos. La existencia de gases a gran presión y temperatura que se enfrían dejan esas estructuras características alveolares en el interior.

Estas celdillas o poros son mayores que las estructuras minerales de otros sustratos, motivo por el cual el agua penetra en los poros, pero se evapora antes, reteniendo menos cantidad de agua y durante menos tiempo.

Tiene un ph que oscila entre el 7 (neutro) y levemente básico (ph7,7-8)

Debe ser lavada antes de su uso para eliminar el polvo acompañante, que se deposita en el fondo de las macetas si no se elimina.

Es muy útil para dar aireación a nuestras mezclas, para utilizar en el fondo como capa de drenaje y para algunas aficionados directamente como agente separador en las mezclas.